Belleza y cuidado Personal

Cómo lograr una piel resplandeciente

¡No queremos que las lucecitas de tu árbol de navidad sean lo único que resplandezca esta temporada de fiestas! Una piel radiante no se logra de la noche a la mañana, así que si quieres lograr una piel luminosa estas fiestas, tendrás que poner en marcha ya una rutina de cuidados que te ayude a lucir una piel luminosa.

Para ayudarte, hemos compilado nuestros mejores consejos para que ilumines tus noches con el apoyo del sistema Lucim para el cuidado de la piel, ya sea que prefieras quedarte en casa o salir con tus amigos. Esta línea de productos amada en todo el mundo –que ha aparecido en menciones en Vogue, Vogue Italia y Elle—está respaldada por la ciencia, lo que ha creado un impacto visible en nuestros clientes en todo el mundo.

Dale a tu piel su dosis de luminosidad

Así es como definimos una piel de aspecto radiante:

  • Tonalidad uniforme
  • Poros pequeños
  • Libre de apariencia de acné e imperfecciones
  • Con un aspecto luminoso e hidratado, sin que brille a causa de la grasa

No puedes lograr el look de una persona saludable, feliz, descansada e hidratada tan solo echando mano del bronceador porque la apariencia de tu piel no solo se ve afectada por lo que aplicas en su superficie. Tu estilo de vida, el entorno e incluso tus emociones influyen en su aspecto.

El primer paso para lucir una piel resplandeciente comienza desde dentro: una alimentación balanceada, el ejercicio, un sueño de calidad y la hidratación son factores que te ayudarán a mantener ese resplandor juvenil. Por otra parte, hábitos como fumar y consumir azúcar en exceso, además del estrés y la exposición al sol, entre otros factores, puede hacer que con el paso del tiempo tu piel pierda esa luminosidad.

¡Así que eso es todo! ¿Solo debes tratar de no estresarte y dormir tus ocho horas cada noche? Parece fácil, pero para la mayoría de nosotros no funciona así. Si pudieras adicionalmente incluir en tu estilo de vida algún otro elemento de apoyo, piensa en tu rutina para el cuidado de la piel como un suplemento que te ayuda a recuperar el control de la apariencia de tu piel, especialmente esa luz interior que da una apariencia de jovialidad y frescura.

Pasos para lucir una piel resplandeciente

1. Limpia

El primer paso de tu rutina para el cuidado de tu piel es eliminar las impurezas y los estresores ambientales que pueden tapar tus poros y hacer que tu cutis pierda vitalidad. Una limpieza suave por la mañana y por la noche te ayudará a eliminar la suciedad, los residuos de maquillaje, el exceso de grasa y otras impurezas que tapan tus poros. Evita limpiar tu cutis más de dos veces al día y usa un limpiador como nuestro Lucim Facial Gel Cleanser, hecho con ingredientes hidratantes que incluyen algas verdeazuladas y ácido hialurónico para fijar la humedad y evitar despojar a tu piel de sus aceites esenciales naturales.

2. Purifica

De manera natural, de tu piel se desprenden células muertas a medida que se forman nuevas células en las capas más profundas. Conforme envejeces, la eliminación de esas células muertas va siendo más difícil para tu piel, lo que produce que se tapen los poros y haya puntos negros. Ayuda a eliminar las impurezas y las células muertas de tu cutis exfoliándolo una o dos veces por semana. Te aconsejamos usar un exfoliante formulado con ingredientes tanto físicos como enzimáticos, como las microperlas de jojoba y el ácido láctico que contiene nuestro exfoliante Lucim Purifying Exfoliator, así lucirás una piel equilibrada y limpia.

3. Prepara

Después de eliminar las impurezas, ayuda a tu piel a absorber potentes ingredientes activos con la aplicación de un tónico como parte de los siguientes pasos de tu rutina. El tónico ayuda a reequilibrar los niveles de pH de tu piel, facilitando la absorción de sueros y cremas al tiempo que cierra los poros. Además, un tónico suave que no contenga alcohol, como nuestro Lucim Enriched Toning Water, es ideal para refrescar tu cutis después de eliminar las impurezas durante la limpieza. Sus ingredientes activos como hamamelis, algas verdeazuladas y ácido hialurónico hidratan y reequilibran tu piel.

4. Trata

Este paso consiste en el tratamiento de tus necesidades específicas. ¿Tienes acné, líneas de expresión, manchas oscuras o algo más? Aplica un potente suero con ingredientes activos idóneos para tratar tus necesidades específicas.

Sugerimos aplicar un súper suero formulado para tratar todas tus necesidades —sin importar en qué etapa de tu vida te encuentres— como nuestro Lucim Totale Face Serum. Este revolucionario suero 7 en 1 contiene Bakuchiol, péptidos de Matrixyl, un complejo de ácido hialurónico, una mezcla de multivitaminas y otros elementos, lo que te permitirá dejar todos esos productos que usas para el cuidado de la piel y recurrir a una solución única.

5. Protege

Mientras más fuerte sea la barrera de tu piel, más podrás protegerla de esos estresores ambientales que ocasionan brotes e irritaciones y que hacen que representes una edad mayor. Ayuda a evitar los efectos dañinos visibles de los radicales libres, la contaminación y otros estresores ambientales aplicando a tu piel una crema de día formulada con vitaminas como vitamina B3, C y E, todas la cuales (¡además de otros potentes activos!) puedes encontrar en nuestra crema Lucim Day Defense Cream. No olvides siempre terminar tu rutina de día con la aplicación de un filtro solar para proteger tu piel de los dañinos efectos de los rayos UV.

6. Hidrata + Realza

La piel deshidratada puede verse escamosa y carente de vitalidad, y presentar más líneas de expresión e hinchazón. ¡Nada qué ver con ese aspecto resplandeciente que estamos buscando! Ayuda a tu piel a lucir tersa y firme aplicando una crema o una mascarilla de noche que sea ultrahidratante. Busca que tenga ingredientes activos como multivitaminas, antioxidantes, extractos botánicos y ácido hialurónico para que tu piel se hidrate mientras duermes. Sugerimos aplicar nuestra lujosa crema Lucim Renewing Night Cream o la mascarilla que permite que tu piel respire Skincerity by Lucim+.

Cada piel es diferente, por eso los pasos de tu rutina y tus productos no son iguales a los de otras personas. La buena noticia es que estos lineamientos simples, sin importar tu edad o tus problemas específicos, te ayudarán a lograr ese look resplandeciente. Comienza hoy y disfruta los resultados a tiempo para tus reuniones navideñas con tus amigos y tus seres queridos.

You Might Also Like